El Síndrome de Magneto, y el Asperger

Print Friendly

EL personaje del comic de Marvel Magneto

“…A Camilo, psicólogo quien me realizo el diagnóstico, le comenté que estaba pasando por el que llamé “Síndrome de Magneto”, pues sentía como rencor, rabia, dolor por tantos años de no sentirme ni aceptado ni que encajaba, y así como Magneto, me dejaba llevar por esos sentimientos a ver a los “simples humanos” con recelo. Hoy, ya se han disipado esos sentimientos negativos, y estoy en un plan como el Profesor Xavier, buscando integrar mi identidad Asperger al mundo intencional…”

Estas palabras las escribí como comentario en un grupo. El tema es interesante e intentare desarrollarlo un poco más.

La psicología al crear los X-MEN, es muy práctica. Al enfocarse en aquellas comunidades que se sienten excluidas, y que tienen alguna condición particular; se crea un rasgo de identificación y lealtad a sus ideales; se genera un icono que expresa y canaliza aquellos sentimientos y experiencias negativas revistiéndolas en superpoderes o capacidades sobrehumanas.

Y como en todo drama, el lado bueno y el lado malo: Los Mutantes liderados por Magneto, y los Mutantes liderados por el Profesor Xavier.

Ya en nuestra realidad, me he encontrado con algo similar: “Hermanos Aspergers” con actitud anarquista, conflictiva, de “rebeldía sin causa”. Y también “Hermanos Aspergers” activistas en pro de una integración lo mas armónica posible, sin renunciar a la esencia, y sobretodo, con paz interior.

En varios articulos y/o publicaciones, se adjudican atributos excepcionales a las personas con Síndrome de Asperger. Pero esto no aplica para todos los casos. Existen aquellos hermanos de condición que no tienen cualidades sobresalientes, sino normales o apenas normales, y que se pasan la vida intentando llegar a un estado de “normalidad”.

Tal vez como escape, escudo, símbolo o palanca, se generan expectativas equivocadas utilizando estos rasgos magnificados compensatoriamente, que desafortunadamente contribuyen a fortalecer los estereotipos que se quieren acabar.

Ahora, como un adulto con Asperger (42 años), recién diagnosticado, con una condición leve, tengo una perspectiva muy distinta a la que puedan tener otras personas.

Puedo ver la caricaturización que se realiza en la cultura pop de nuestra condición, sea por sacarle provecho económico a la “diferencia”, sea por encontrar nuevas fuentes de inspiración y mercado, sea por mostrar un “nuevo producto” y generar una “moda”.

Es menester estar atentos a aquellos mensajes, programas, productos, que menoscaben nuestra dignidad y condición, con la responsabilidad como lo señalaban en un articulo que leí, de ser uno de los extremos en la soga del los TEA, y la responsabilidad de ser la voz de los que ni tienen voz, de nuestros hermanos de condición que requieren de nuestra presencia en la vanguardia y la retaguardia.

Por Yuber Castro

Enfoque Asperger

@enfoqueasperger


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s